La Noticia

Celadora “secuestrada” en edificio de Rosales

Edy Fonseca pasó 28 días durmiendo en el sofá de un sótano por orden de los administradores del conjunto residencial Luz Marina ubicado en el barrio Rosales de Bogotá. A Edy le daban 15.000 pesos diarios para sus tres comidas (desayuno, almuerzo y cena).

Desde el 25 de marzo sus jefes le ordenaron trabajar sin relevos. Así quedó como única encargada de la seguridad del edificio las 24 horas del día, los siete días de la semana. Su turno comenzaba a las 6:00 a.m. y terminaba a las 9 p.m.

El 23 de abril una ambulancia la llevó a la Clínica Palermo, cuando ya se hallaba al borde de un coma diabético. Su abogado apareció en televisión para contar que envió una denuncia a la Fiscalía y al ministerio del Trabajo por los delitos de constreñimiento legal y lesiones personales.

El senador Germán Varón Cotrino fue vinculado al caso debido a que se le ve en el video de una reunión virtual de la junta administradora del conjunto, en la que parece restarle toda importancia a tan delicado asunto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial